domingo, 17 de junio de 2007

Gustavo86: Retrato de un borrador compulsivo

Esta semana ha sido dura, como no hay otras. Seguramente mucha gente edita la wikipedia con las mejores intenciones y luego se encuentran con que un individuo compulsivo, malintencionado, y perverso borra su trabajo de horas con sólo presionar un botón.

Si este es su caso, entonces ha llegado al lugar correcto. Gustavo86 está atravesando un momento muy estresante, que le lleva a cometer locuras tales como borrar artículos que, a su malvado criterio, no merecen estar en una enciclopedia.

Este ser no respeta el trabajo ajeno y, en vez de contribuir a la wikipedia borrando artículos que son innecesarios, es un maquinador empedernido que borra lo que se le viene a las narices. Sí señores, este sujeto es altamente peligroso y, en vuestro lugar, caminaría con cuidado porque, cuando menos os lo esperéis, irá a por vosotros y lo que tanto esfuerzo os ha costado, se verá más blanco que el jabón en polvo.

En una entrevista que nos ofreció en exclusiva, siempre serio y de pocas palabras, declaró: "No es que borre por borrar, es que estoy padeciendo fuerte dolor en las manos y tengo que ejercitar los dedos".

Incrédulos antes su contestación, quisimos insistir pero amenazó con borrar nuestros expedientes y nuestras páginas de usuario, así que ante el temor que sentíamos en ese momento, y el terror que infundía su mirada, optamos por hacernos a un lado.

Sin embargo, necesitábamos más pruebas para crear la entrada y, como resultado, indagamos en su página de usuario. Fue terrible con lo que nos encontramos. Una queja tras otra, y un reclamo que sucedía al siguiente. Así que nos tomamos la molestia de recabar algunas pruebas que os adjuntamos para que os estéis en alerta y sepáis de ahora en adelante a qué atenerse:

Según declaraciones de un anónimo: "Has borrado un articulo que se denominaba "Justice" sin ni tan siquiera molestarte seguramente en buscar si ciertamente carecía de interés para la comunidad." Y, para rematar, el comentario de siempre: "Muchas gracias por tu des-contribución". Pero, lejos de ser una advertencia, Gustavo86 hizo oídos sordos y, maquiavélicamente prosiguió firme en su postura de censurador.

Más adelante, recibiría otro comentario, esta vez de un usuario registrado y con un vocabulario más infantil y agramatical: "Por que lo borraste y no borraste en inglés yo lo traduci desde el otro (el inglés) pero en el inglés habia poca infromación y no lo habian borrado y ahora en el español si".

¿Es que acaso los bibliotecarios en la wikipedia en español son menos tolerantes y exigen más calidad? ¿o será que por el hecho de ser menos artículos hay mejor control?

Sea cual sea la respuesta, hay quienes tienen otro argumento: "No entiendo por que has borrado el articulo sobre la banda Nueva Etica. Ni siquiera me gusta la banda, tan solo me limite a agregar un articulo que penosamente no se encuentra en el wikipedia en español y si en el que esta portugues, mientras que se trata de una banda en castellano. Saludos atte. y lee un poco antes de censurar".

Si después de esto no os queda claro que Gustavo86 no es más que un pobre bibliotecario, que lejos de contribuir, descontribuye, y que al parecer tiene mejor criterio a la hora de la calidad de un artículo, que el que se tiene en la wikipedia inglesa, entonces no entendéis su razonamiento. Pero, si esto no es suficiente, y tal y como pudimos comprobar, este señor no conocerá los intereses de la comunidad, pero sí tiene muy en cuenta los gustos de algunos usuarios que, al parecer, no se sienten atraídos por el tema que escriben.

En nuestra próxima entrega tendremos, posiblemente, su respuesta. Hasta entonces sentíos libres de dejar vuestros comentarios.

Los vandalismos se pagan

No iba a ser menos que esta la ocasión en la que los bibliotecarios cumplieran con su trabajo. Los vandalismos son el pan nuestro de cada día, el bloqueo nuestro sermón. Cada uno es responsable del mantenimiento y el desarrollo del proyecto, y de velar porque el desmesurado trabajo de muchos usuarios no se vea truncado por la acción cobarde y destructiva de un editor que peca en osadía y destruye con pasión. Sí señores, me refiero a los famosos y tan conocidos vándalos de siempre, que muy valientes se muestran del otro lado del ordenador, encubiertos en el más profundo y bochornoso anonimato. A ellos, demoledores del trabajo y el esfuerzo ajenos, les dedico el siguiente vídeo.

Porque el vandalismo se paga con bloqueos, ahora también, al menos en este cortometraje, la justicia wikipédica da un paso más adelante y sorprende a los vándalos en el momento menos esperado.

Comité de Resolución de Conflictos

Ha comenzado la votación para elegir a los siete miembros que formarán parte del nuevo y segundo Comité de Resolución de Conflictos. En esta oportunidad hay 32 candidatos, es decir, uno menos que en la convocatoria del pasado mes de enero.

Los participantes, algunos de los cuales vuelven a presentarse, son de características muy variadas: encontramos antiguos y nuevos bibliotecarios, editores de gran prestigio, usuarios novatos, y wikipedistas que entran en la calificación de "troll".

Desde mi humilde punto de vista, soy testigo de que la comunidad en general manifiesta su grado de confianza hacia los bibliotecarios más veteranos y comprometidos con el proyecto, como es el caso del usuario Petronas, que lleva algo más de dos años, es buen mediador, excelente editor y una gran persona.

Claro, no faltan los comentarios que poseen cierta cuota de sarcasmo, los menos votados que se apoyan entre sí, los elogios mutuos, alguna que otra presentación apresurada, y puntos de vista bastante radicales a la hora de mediar.

Para acabar, mi pregunta es ¿qué se toma en cuenta a la hora de votar? Es posible que haya más de una respuesta, y de seguro más de uno pensará lo mismo, pero lo cierto es que, sin levantar la ira de la polémica, y como bien sugiere el dicho: "Muchos caminos llevan a Roma", a lo que quisiera agregar: "Sí, los hay, algunos más simples y objetivos, y otros que son más largos, oscuros, borrosos y entremezclados, donde según como sople el viento, irán todos por el mismo barco y a sendos puertos".

jueves, 14 de junio de 2007

Mis comienzos

Un buen día, caluroso y algo húmedo, el ambiente atónito, la noche silenciosa, el pulso de la jornada los había dejado ofuscados. Todos dormitaban, pero una señal llamaba al más despierto; la insignia del misterio y la curiosidad emitía su canto nocturno, y en un plasma luminoso manifestaba sus deseos. La energía se dividía en matices de diversos colores, y el ordenador transmitía el arco iris del ánimo, el producto de la confluencia de sus partes integrantes.

En ese entonces, yo, sentado frente a la pantalla en ese ambiente opaco y sensible, di cuenta arriba a mi instinto y mi voraz deseo de indagar en algo diferente, abstracto, una invención que la humanidad no había imaginado jamás sino más allá del rincón onírico al que cada uno tenía acceso en sus ensueños.

De pronto, el buscador abierto, las opciones variadas, la voluntad dividida, la capacidad de accionar, truncada, me lancé hacia una órbita vasta e inestable. No sabía lo que me depararía la voz interna de mi conciencia, pero en su dulce canto se oía: ¡wikipedia!

Haciendo eco del pensador interno e influyente, lo irracional y dionisiaco de mi mente, el hedonismo de un nuevo arte, ingresé en ese mar revuelto, donde no existe la unidad lingüística, sino la más amplia pluralidad idiomática. Con un certero clic en mi lengua materna, el español, di con la portada de la enciclopedia y, arriba, sobre el margen superior derecho, creé mi cuenta.

Oh, noche de julio, ¿a dónde me has arrastrado? A lo que su figura, siempre sugerente, respondió: - Te he traído a wikipedia, un proyecto en crecimiento, en el que participarás, tropezarás, aprenderás y usarás lo aprendido para traspasar conocimiento.

Pálido ante su misterioso comentario, me dirigí a mi cuenta, creé mi primer artículo, tropecé con la primera piedra y me dije a mí mismo: - Esto es wikipedia; hoy he caído, mañana me corresponde levantarme, ayudar al novato y, algún día, con la madurez de la experiencia, ser bibliotecario.

La cueva de Gustavo86

¡Bienvenidos a la cueva de Gustavo86! Welcome to Gustavo86's cave!

Estimados usuarios, trolls y vándalos de la wikipedia, os doy la bienvenida a mi blog, un sitio donde pienso desahogarme y expresar mis sentimientos y formas de ver el mundo. Porque como cualquier persona, primero existo y luego pienso (principio de Sartre), y como ser pensante soy consciente del mundo que me rodea, con sus injusticias y sus proezas.

De mí, poco puedo decir. Mi nombre es J. Gustavo, nací un 24 de septiembre de 1986 en Montevideo, República Oriental del Uruguay. El 27 de junio de 2005 emprendí mi rumbo hacia un mundo desconocido, hacia una tierra extraña y lejana donde hace siglos vivía el hombre civilizado y donde hoy abunda la tecnología y las posibilidades de progreso. Mi reacción inicial fue la sorpresa, la crispación y el asombro ante lo inusual. Un año más tarde, al acabar mi primer curso en la universidad, conocí un gran proyecto, la wikipedia.

Esta enciclopedia ha sido como mi segunda casa, mi refugio. He conocido y hecho grandes amigos y pequeños enemigos; he aprendido mucho y enseñado lo indispensable, pero, sobre todas las cosas, he crecido como persona.

De ahora en adelante quedáis todos invitados a mi cueva, a este sitio de retraimiento social, a este espacio romántico y sombrío, donde el pensador más digno encuentra a su par y el observador más sagaz halla su mitad.